Árbol de Cereza

El cerezo es un árbol que puede llegar a alcanzar los 25 metros de altura y 0,60 metros de diámetro. La corteza de su tronco es lisa y de un marrón oscuro con tonos rojizos muy característico. El tronco es derecho y la copa bastante estrecha, sobre todo en medio forestal. Las ramas están agrupadas en coronas anuales.

En la juventud, la corteza es de color gris rojizo brillante, lisa con abundantes lenticelas blanquecinas. Más tarde se forman bandas horizontales, y después placas, que se agrietan. No obstante, puede que la corteza se mantenga lisa durante mucho tiempo.

Sus hojas son más o menos ovaladas y alcanzan los 12 cm de longitud, siendo su borde del tipo aserrado irregular con una o dos glándulas rojas en el extremo del peciolo. Cuando caen en otoño, su color se torna anaranjado y dejan paisajes espectaculares, sin embargo, en condiciones desfavorables esto ocurre durante el verano.

Cereza

Tres tipos de cerezas se cultivan principalmente para su fruto: cerezas dulces, agrios y, en menor medida, los dukes, que son cruces de cerezas agridulces.

Cerezos Dulces

Prunus avium, cerezo silvestre, cerezo dulce o cerezo de monte, son grandes y bastante verticales, alcanzando alturas de hasta 11 metros (36 pies). El fruto es una drupa carnosa. (Fruta de hueso) que generalmente tiene forma de corazón a casi globular, aproximadamente 2 cm (1 pulgada) de diámetro, y varía en color de amarillo a rojo hasta casi negro. El contenido de ácido de la cereza dulce es bajo.

Cerezos Agrios

Prunus cerasus, el guindo, cerezo ácido o cerezo de Morello, son más pequeños, raramente más de 5 metros (16 pies) de altura. La fruta es redonda en forma oblata, generalmente es de color rojo oscuro y tiene tanto ácido que no es atractiva para comer fresca. El mayor contenido de ácido de la cereza agria produce su característico sabor agrio.

Cerezos “Duke”

Son intermedias en las características de los árboles y los frutos. Las frutas de todas las variedades proporcionan vitamina A y pequeñas cantidades de minerales como calcio y fósforo.

Cerezas

Las cerezas se cultivan en todas las áreas del mundo donde las temperaturas de invierno no son demasiado severas y donde las temperaturas de verano son moderadas. Requieren frío invernal para florecer en primavera. Los árboles florecen bastante temprano en la primavera, justo después de los duraznos y antes que las manzanas.

Distribución y Habitat

La mayoría de las especies de cerezas son nativas del hemisferio norte, donde se cultivan ampliamente. Se reconocen entre 10 y 12 especies en América del Norte y un número similar en Europa. La mayor concentración de especies, sin embargo, parece estar en el este de Asia. Se cree que el hábitat nativo de la especie de la que provienen las cerezas cultivadas es Asia occidental y Europa oriental, desde el mar Caspio hasta los Balcanes.

En Asia, particularmente Japón, variedades de cerezas han sido seleccionadas por la belleza de sus flores, y la mayoría de ellos no producen frutos (Árbol de Cerezo Japones). Estos hermosos ornamentales se presentan en muchos jardines y, después de aproximadamente 1900, se difundieron ampliamente en las zonas de temperatura moderada de América del Norte y Europa. Las cerezas japonesas en flor alrededor de la Cuenca Tidal en Washington, DC, fueron presentadas por el alcalde de Tokio en 1912.